María Patiño desvela su impactante conversación con Rocío Jurado antes de morir: «Me lo suplicó»

Rosa Benito sacó la cara por Amador como mánager.

En el último programa de Déjate querer, Rosa Benito y Amador Mohedano protagonizaron un momento realmente inesperado. Se reconciliaron en directo, e incluso se besaron, tras ocho años sin verse. Ocho años en los que los ataques en los platós de televisión habían sido constantes y en los que se habían hecho daño mutuamente.

Rosa y Amador se conocieron cuando ella era fan de Rocío Jurado: «Le pedí a Amador que me consiguiera una foto de su hermana y ahí surgió la chispa al instante, hasta el día de hoy». Estuvieron durante décadas casados y fruto de su gran amor surgieron sus cuatro hijos, pero con el paso del tiempo y las meteduras de pata de Amador la relación se fue enfriando.

Cuando Rosa regresó de Supervivientes, las cosas se terminaron de torcer: «Cuando regresé de la isla pasamos un año juntos y ese año fue el peor de mi vida, me hizo la vida imposible con sus celos, para mí llegar a casa con él era un infierno, hasta que dije basta, ya no podía más», contó.

Rosa Benito tiene claro que no quiere volver con Amador Mohedano como pareja, pero lo cierto es que la colaboradora sigue adorando al padre de sus hijos y está dispuesta a acercar posturas tras tantos años de distanciamiento: «Es verdad que le quiero, y él me quiere a mí, así que si él quiere podemos vernos cuando vaya a Chipiona y nos comemos un arrocito de esos que tú sabes juntos», dijo Rosa.

Eso sí, tuvo el gesto de defender la figura de Amador como mánager de Rocío Jurado, ahora que se pone en duda su labor profesional: «Amador lo fue todo para su hermana y eso lo sabe él y también lo sabe la que se ha ido, si Rocío no hubiera estado conforme con el papel de su hermano como mánager no lo habría tenido a su lado, digan lo que digan esa es la verdad».

Las contradicciones de los Mohedano.

Tras la impactante reconciliación, Socalité tiró de hemeroteca y comprobó que el clan de los Mohedano incurrió en más de una contradicción. Aunque Rosa defendió en el programa de Toñi Moreno la profesionalidad de su exmarido, e incluso lanzó algún que otro dardo hacia Rocío Carrasco, María Patiño fue muy crítica.

La periodista repasó las declaraciones de la familia y desveló una conversación que tuvo con Rocío Jurado hace muchos años y que hasta ahora nunca había revelado en público. La conversación que tuvo con «la más grande» fue sobre Antonio David Flores, y demostraba que la cantante tenía miedo de él y de lo que pudiese hacerle tanto a su hija como a sus nietos. Las palabras de la presentadora de Socialité no dejaron lugar a dudas: la Jurado tenía pavor al exguardia civil.

“Voy a contar algo por primera vez porque es a Rocío Jurado, a quien no conocí personalmente sino traté profesionalmente, tenía cierto pavor al padre… bueno, a Antonio David Flores”, comenzó diciendo Patiño. “A mí me pidió, la última vez que salió del hospital, me pidió y me rogó que no fuese crítica con Antonio David para proteger a su hija», aseguró con semblante muy serio.

“A mí, que no soy nadie, a mí me lo pidió, porque tenía miedo de las consecuencias que iban a sufrir sus nietos y su hija. A mí me lo pidió”, concluyó. Por tanto, esta conversación demuestra que Rocío Jurado se sentía completamente amedrentada por el exguardia civil y padre de sus nietos.

Y tú, ¿qué opinas?