Los hijos de Rocío Carrasco descubren que su madre había dicho la verdad

Cómo ha cambiado la vida de Rocío y David Flores.

El último año ha sido realmente intenso para el mundo de la prensa rosa. Desde el mismo momento de su estreno, todos y cada uno de los episodios de la docuserie de Rocío Carrasco estuvieron cargados de polémica, y dieron mucho de qué hablar en programas y revistas del corazón.

Si hacemos balance, Antonio David Flores es sin duda quien salió peor parado de la docuserie. El ex guardia civil está siendo juzgado en los últimos meses por su papel como esposo de Rocío Carrasco, y padre de los hijos en común de la pareja. Gracias al programa de Telecinco, se ha descubierto a un Antonio David muy alejado del personaje que él vendió en televisión durante los últimos años.

Pero dejando de lado el caso de Antonio David, las personas que salieron más afectadas por la emisión de la docuserie de Rocío Carrasco están siendo sus hijos Rocío y David Flores. Los jóvenes llevan casi toda su vida lidiando con la batalla de sus padres, pero nunca antes lo habían hecho de una forma tan mediática.

David Flores incluso estuvo a punto de demandar a Rocío Carrasco después de que esta utilizara información comprometida de él en un plató de televisión. Por su parte, Rocío Flores, fiel defensora de su padre y de Olga Moreno, evidentemente no traga a su madre y ha sido muy crítica con los periodistas que han estado del lado de Rociíto.

Dicen que el tiempo todo lo cura, o que al menos ayuda a poner las cosas en su sitio. Es lo que podría ocurrir con Rocío Carrasco y sus hijos, ahora que estos han descubierto que su madre no había mentido.

Rocío Carrasco no mintió.

Confirmó hace un par de meses que un segundo documental estaba en camino. Sin embargo, después de mantenerse alejada durante un tiempo de los platós hizo pensar a muchos que el proyecto sería cancelado. Ahora, se sabe que Rociíto protagonizará un nuevo documental, que pondrá contra las cuerdas a la familia de los Mohedano.

En el nombre de Rocío, la segunda serie documental de Rocío Carrasco, tiene además fecha de estreno: será el próximo 17 de junio, pero una decisión de la cadena ha sorprendido a propios y extraños. Y es que su emisión se traslada de Telecinco.

Después de los rumores que hablaban incluso de una posible cancelación de la serie, finalmente se confirma su retransmisión. Pero, a diferencia de la primera parte, que se transmitió en prime time, la segunda entrega no se hará en el canal de Mediaset, sino a través de la plataforma digital Mitele Plus.

Con este nuevo cambio, solo podrán disfrutar de todos los episodios aquellos que estén suscritos y abonados a este servicio. Telecinco emitirá solo los dos primeros capítulos las semanas posteriores para todos aquellos que no los hayan visto, mientras que el resto tan solo podrán verse a través de Mitele Plus.

En esta nueva entrega, Rocío Carrasco homenajea y honra la figura de su madre y se explica los hechos que provocaron la ruptura de su relación con algunos miembros de su familia materna. Un «templo» inmenso construido con los 18 contenedores que guardaban los objetos personales y la documentación de «la más grande» arropará a una fuerte y renovada Rocío Carrasco en su relato.

El punto de partida de su historia será el 1 de junio de 2006, cuando fallece Rocío Jurado dejando un vacío enorme y una herencia compleja que lo cambiaba todo. Lo que pasó tras la lectura del testamento obligaba a Rociíto a revisar todas las relaciones familiares, desde el principio. A lo largo de todas las entregas, en este imponente y sobrio escenario en el que Rocío Jurado está de manera omnipresente, Rocío cumplirá su deseo de homenajear y honrar la figura de su madre.

Rocío y David Flores no daban crédito.

Tras el impacto que supuso para ellos el primer documental, muchos consideran que los hijos de Rocío Carrasco no serán capaces de ver el segundo. Rocío Flores, como colaboradora de Ya son las ocho, responderá a las acusaciones como hizo con el primer documental.

En cuanto a David Flores, es probable que no lo vea, ya que no quiere saber nada de la televisión. Con el primer documental las declaraciones de Rocío Carraco le afectaron demasiado.