La joven de 24 años que ha fallecido el día de su boda por pura mala suerte

Una tragedia que se pudo haber evitado.

Cuando se hace pública la trágica noticia del fallecimiento de alguien, genera una gran conmoción en su entorno personal. En la mayoría de los casos sucede por causas naturales, como la avanzada edad, y es relativamente más fácil racionalizar lo sucedido. Sin embargo, en otros intervienen factores que acentúa la tragedia.

En el caso de esta joven, el que tenía que ser el día más feliz de su vida terminó siendo la fecha de su muerte. A sus 24 años, falleció el día de su enlace matrimonial en un suceso que ha dado la vuelta al mundo. Y es que su fallecimiento, por pura mala suerte, ha estremecido literalmente a todo el mundo.

Según reporta el diario The New York Post, durante una costumbre iraní, en la que se hace una exhibición con armas de fuego, uno de los invitados tomó un rifle y disparó. Desgraciadamente, una de las balas atravesó el cráneo y el cerebro de Mahvash Leghaei, la novia, que entró en coma y luego falleció.

Mahvash era una joven psicóloga y trabajadora social que ayudaba a las personas con adicciones. Según The New York Post, “la familia de la víctima, desde entonces, ha donado sus órganos a tres destinatarios”, de acuerdo a los deseos de la mujer.

«Una novia fue asesinada a tiros en su propia boda cuando una bala perdida de los disparos de celebración la golpeó en la cabeza», dice uno de los tuits publicados al respecto. «Mahvash Leghaei, de 24 años, se casó en Firuzabad, Irán, cuando un invitado, que se cree que es primo del novio, disparó su rifle de caza de alta potencia sin licencia.»

«Debido a la multitud y al mal control del arma por parte de la persona, logró disparar a tres personas, dos hombres y la novia. Se dispararon dos balas, la primera sin incidentes, pero la segunda alcanzó a la novia en la cabeza, le atravesó el cerebro y alcanzó a los otros dos invitados.»

El hecho ocurrió en Firuzabad, una ciudad de Irán. El coronel Mehdi Jokar dijo al diario Newsflash que tras tener conocimiento de la emergencia, un comando fue enviado rápidamente. “Recibimos una llamada de emergencia de un tiroteo en un salón de bodas en la ciudad de Firuzabad y los oficiales fueron enviados de inmediato”, relató Jokar.

El tirador, después del accidente, huyó del lugar, pero las autoridades lograron detenerlo tiempo después. De acuerdo a las versiones, el autor del tiroteo sería el primo de la novia. “Naturalmente, cualquier perturbación del orden público como esta cruza la línea roja con la policía, y la gente necesita saber que, para crear una comunidad segura, está prohibido disparar en las bodas”, dijo Jokar.

Descanse en paz.