Dos hermanas de Terrassa de 20 y 24 años son asesinadas por no querer casarse con sus primos

Uruj y Anisa, dos hermanas de 20 y 24 años de nacionalidad española y origen pakistaní, residentes en Cataluña, han sido asesinadas el pasado viernes por sus familiares en el este de Pakistán, después de que las jóvenes solicitaran el divorcio a sus primos, con las que les habían casado para que sus «nuevos maridos» pudieran “emigrar a España”.

Las dos mujeres, que viajaron engañadas desde su domicilio de Terrassa (Barcelona) hasta Gujrat, en la provincia oriental paquistaní de Punjaba, fueron obligadas por sus familiares, una vez llegaron allí, a casarse. Posteriormente, ambas se negaron a que sus esposos les acompañaran de regreso a Europa, motivo por el que fueron torturadas y, finalmente, asesinadas.

Según la investigación, las dos jóvenes “fueron estranguladas y recibieron un disparo mientras dormían”, en un crimen “por honor”, según ha confirmado la Policía local a través de un portavoz a EFE. De momento, los agentes han detenido a seis hombres como presuntos autores del delito.

La madre de las víctimas, que acudió junto a ellas a Gujrat, fue encerrada en una habitación del domicilio mientras su familia cometía el doble crimen y no ha denunciado los hechos. La policía de Pakistán fue la encargada de presentar cargos contra los asesinos, que quedaron arrestados y se encuentran ya encarcelados.